4 cosas que ocurren mientras duermes. ¿A ti te sucede?

Sacudidas

Muy probablemente te ha sucedido al menos  alguna vez mientras duermes. Acabas de conciliar el sueño y repentinamente, tu cuerpo sufre una abrupta sacudida, un salto. Es algo muy común que todos experimentamos con alguna frecuencia.

No te preocupes, no es algo grave. Sencillamente se  trata de un fenómeno conocido como impulso hipnótico que sucede únicamente cuando estamos durmiendo. Se debe a una preparación de nuestro cuerpo a los cambios que experimenta durante el sueño. Nuestras funciones se “adormecen” haciéndose más lentas y en ocasiones, nuestro cerebro interpreta ese cambio como una caída,  por lo que reaccionamos de esa manera a fin de prevenir el impacto, el cual nunca sucederá.

Hablamos en voz alta

Si no te ha ocurrido alguna vez a ti, seguramente has escuchado a otras personas.  Es algo muy común y en ocasiones puede traer problemas entre la pareja. Podemos decir en voz alta una palabra o una frase, e incluso verbalizar una pequeña conversación. Son fenómenos que luego, al despertar,  ya hemos olvidado y por más que nos intenten recordar “lo que hemos dicho” somos incapaces de creerlo.

Rechinas los dientes mientras duermesimages

Nuestros dientes rechinan por razones de estrés o bien, por una desalineación en la mandíbula. Esto puede hacer que nos despertemos con dolor de mandíbula o con otros problemas dentales.

Excitación sexual

No es ninguna sorpresa, con seguridad los habrás notado en alguna ocasión. Es frecuente por ejemplo que los hombres tengan erecciones nocturnas, 9c98e221-8c7b-4c79-9a0a-4765a66cb331algo que se debe básicamente a un efecto natural y saludable, puesto que la sangre tiende a oxigenarse y acaba provocando esa súbita erección. Pero este efecto no es exclusivo sólo de los hombres. También las mujeres experimentan en  ocasiones esa sensación de excitación acrecentada por algunos sueños subidos de tono. Esta excitación se debe a que es precisamente durante la noche cuando se segregan determinadas hormonas capaces de inducirnos ese curioso estado.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.