Boicot a la toma de protesta de Trump.

protestaEl frente anti-Trump se moviliza. No sólo en las calles, donde esta semana están previsto un gran número de eventos de protesta en todo el país, sino también en Capitol Hill. La colina de Washington donde se alza el Congreso de los Estados Unidos.

Un número creciente de congresistas demócratas, al menos 23, no acudirá el próximo 20 de enero a la ceremonia de toma de posesión del multimillonario Donald Trump como presidente de los Estados Unidos. En señal de protesta contra el futuro mandatario. La lista de agravios es larga.

Desde sus insultos a los inmigrantes mexicanos indocumentados. A los que calificó de violadores, narcotraficantes y criminales. Hasta sus comentarios vulgares y misóginos contra las mujeres. Pasando por las revelaciones de que presuntamente Rusia le ayudó a ganar las elecciones.

Por sus reproches al congresista demócrata y líder de los derechos civiles John Lewis. El congresista hispano Luis Gutiérrez fue el primero en anunciar que no acudiría a la toma de posesión de Trump. Este congresista de origen puertorriqueño asistirá al día siguiente a la gran Marcha de las Mujeres de Washington. Esta marcha tendrá lugar el próximo sábado en la capital y se espera que sea una de las más multitudinarias contra Trump. “Él tiene que ganarse mi confianza, él tiene que ganarse mi presencia”. Explicó el sábado Gutiérrez tras participar en una protesta en un iglesia afroamericana de Washington.

protestaEste congresista hispano considera que “no es aceptable” lo que Trump ha dicho de los inmigrantes. Ni “las cosas asquerosas” que ha dicho de las mujeres. Y explicó que él no puede acudir a la ceremonia de toma de posesión “como si esto fuera normal o aceptable”.

Pero Gutiérrez no será el único congresista hispano que faltará a la cita. Tampoco irán Adriano Espaillat, Raúl Grijalva, Nydia Velázquez ni José Serrano. “No voy a ir a la toma de posesión de Trump como nuestro próximo presidente”, dijo el viernes Grijalva en el pleno de la Cámara de Representantes. “Mi ausencia no está motivada por falta de respeto por el cargo ni motivada por falta de respeto al Gobierno que tenemos en esta gran democracia. Sino como un acto individual de rebeldía frente a la falta de respeto mostrada a millones y millones de estadounidenses por parte de esta próxima administración.

Tampoco acudirán a la ceremonia a los pies del Capitolio el congresista afroamericano y líder de los derechos civiles John Lewis ni John Conyers, el congresista más veterano del Congreso. No es “un presidente legítimo”. Lewis anunció este fin de semana que no acudiría a la toma de posesión de Trump porque no lo considera “un presidente legítimo”.

trump-3El presidente electo no tardó en atacarle en Twitter. “El congresista John Lewis debería pasar más tiempo en arreglar la horrible situación en su distrito. Que se está hundiendo (por no mencionar que está infecto de crimen) en vez de quejarse falsamente por los resultados electorales. Es todo hablar, hablar, hablar. No hay acción ni resultados. Triste”, tuiteó Trump.

Los reproche de Trump contra Lewis provocaron indignación en las filas demócratas. Por lo que más congresistas se sumaron al boicot de la toma de posesión del nuevo presidente. 

protesta 2El congresista John Lewis representa lo mejor de todo en Estados Unidos. Si alguien sabe algo de acciones y no palabras, es él”, escribió en Twitter la congresista de origen indio Pramila Jayapal, quien utilizó el hashtag #ImWithJohn (estoy con John).

 “No voy a asistir a la toma de posesión de Donald Trump. Cuando insultas al congresista John Lewis, insultas a Estados Unidos”, tuiteó la congresista afroamericana Yvette Clarke.

Con información de: http://www.elmundo.es/

Te puede interesar: Le podría salir el tiro por la culata a Donald Trump.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.