Un santuario de plantas curativas; otro castillo surrealista en la Huasteca Potosina

santuarioSi creíste saber y visto todo acerca de la Huasteca Potosina, quizás te sorprenda saber que esta zona aún guarda secretos místicos para ti entre su espesura. Uno de ellos es el Santuario de la Salud.

En el poblado de Axtla de Terrazas, a 25 kilómetros del Pueblo Mágico de Xilitla, se esconde un colorido castillo que presume de ser también un santuario de bienestar. Aquí el conocimiento de sus pobladores sobre medicina tradicional se ha conservado por generaciones, y ha dado como resultado que un hombre haya ideado un espacio mágico entre la vegetación para ponerlo en práctica y al servicio de la comunidad.

Beto Ramón

10703673_1532493940324967_8808191520599424094_nSu nombre es Castillo de la Salud, fue construido por don Beto Ramón, un hombre nahua que quiso heredar sus conocimientos en botánica, herbolaria y medicina tradicional a su familia y su comunidad.

Su hija Gloria Ramón, quien se encarga de seguir dándole vida al lugar, nos cuenta que su padre lo construyó porque quería ofrecer a su familia un lugar distinto y sorprendente para vivir. Pero también un espacio para poner al servicio de quien necesitara los beneficios de la botánica.

Al visitar el castillo, que data de 1974, te encontrarás con una villa de fábula conformada de construcciones que harán volar a tu imaginación. Comenzando con su acceso por un túnel de árboles ficus que te darán la bienvenida. Te toparás con la arquitectura fantástica de la iglesia del Señor de la Salud, el primer edificio en ser construido en la propiedad. El arca de Noé que te sorprenderá con sus colores festivos y la Torre de Babel que destaca por su altura y que se puede ver desde cualquier punto del pueblo.

Un santuario de plantas curativas

santuario de la saludAl llegar aquí debes recorrer su jardín botánico, un templo de plantas naturistas con más de cuatrocientas especies utilizadas para curar enfermedades hepáticas, de circulación, respiratorias, renales, intestinales y de la piel. El 75 % de estas especies crecen en la región de la Huasteca.

Podrás adquirir productos como tisanas, pomadas, jarabes y cremas hechos a partir de plantas curativas como la flor de tila, eucalipto, ortiga, bugambilia, gorro de napoleón, marrubio, trompillo, naranjo agrio, borraja, gordolobo, menta verde, limón, uña de gato y muchas más.

Si lo que buscas es una purificación profunda, tendrás que dirigirte a la Casa del Curandero. Es una choza hecha de bejuco en donde un chamán local realiza limpias a través de un ritual tradicional, mientras reza una oración en lengua náhuatl para atraer la prosperidad.

castillo-don-beto-san-luis-potosiLuego del recorrido, la zona de comida del castillo te espera con platillos preparados por una cocinera local, que harán que tengas una experiencia gastronómica muy auténtica y diferente. Te recomendamos probar el delicioso zacahuil.

Si lo planeas con anticipación, tendrás la oportunidad de ser testigo de alguna de las fiestas tradicionales que se celebran en el Castillo de la Salud como el Xantolo (del 31 de octubre al 2 de noviembre). En esos días se construye un gran altar dedicado a los muertos, hay comparsas y concurso de altares. El 11 de diciembre se festeja a Nuestra Señora de Guadalupe con danzas autóctonas, pirotecnia y degustación de gastronomía de la región.

Lánzate a la Huasteca y explora estos rincones llenos de magia y tradición indígena.

Con información de Kenia Pérez para: https://www.mexicodesconocido.com.mx/

Te puede interesar: Tapalpa, Jalisco; estupendo destino para el fin de semana

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.